domingo, 7 de septiembre de 2008

Oneechanbara


ESPECIAL FIN DE VERANO - PROGRAMA DOBLE ATOMICO

Que lástima, porque mira que tanto el cartel como el trailer prometian... bueno, por lo menos un divertimento de serie B con una chica en bikini decapitando zombies con su katana. Y si, hay bikini (por lo menos a ratos), y zombies y katana, pero parece que la parte del divertimento se la dejaron en casa. Y el director tampoco es que sea ningún Kitamura , asi que la experiencia es un poco decepcionante.

Aya y Katsuji encuentran en su camino a Reiko, otra superviviente de la apocalipsis que ha sufrido el mundo.
La culpa es de un Doctor Chiflado que ha creado un ejercito de zombies, y que además ha amargado de una manera u otra la vida de los tres protagonistas que van como Dorothy y compañía a ver al mago de Oz, en su busca. En el camino se topan con los muertos vivientes, y, ahí es cuando empiezan los katanazos.

Oneechanbara parecía destinada a ser otra Machine Girl, otro divertimento descerebrado de baja calidad intelectual, pero alto contenido en jarana. Por desgracia intenta ser algo más que un divertimento y ahí es cuando falla estrepitosamente, con un guión flojísimo, un secundario que sobra, y una protagonista... a la que le falta protagonismo.
Por partes.


Basada en un videojuego, esta es una peli que más que escenas tiene fases, escenarios donde se desarrolla la acción. Hasta ahí no hay problema, la protagonista, que va con un poncho como el Sin Nombre de las pelis de Segio Leone se pone manos a la obra con la ayuda de la otra chica (enfundada en cuero negro, con un pistolón) y se carga a todos los zombies. Véis? punto uno: que pinta el amigo gordo en esta peli? pues hacer bulto y poner la contrapartida supuestamente simpatica. Este personaje es de relleno totalmente, molesta y no consigue ni una sola secuencia pasable, ni siquiera cuando resuelve su "problema familiar".

Y ese es el segundo punto: cada uno de los tres tiene su problema particular, su trauma que ha de resolver. Y para ello nos lo explican en bonitos flashbacks y escenas de acampada en que recuerdan dias pasados... que amuerman completamente, se hacen aburridas y dan ganas de apretar el botón de FF>>.
El guión es terrible, muy malo. Hasta para ser la adaptación de un videojuego.


Los actores: pues tres idols y el regordete este tampoco es mucho, la verdad.
Las chicas son monas y con un cierto carisma, Eri Otoguro como la sexy Aya, Manami Hashimoto como Reiko y Chise Nakamura como la malvada Saki. Tampoco le vamos a pedir peras al olmo, cumplen bien con el papel, Otoguro en especial con ese aire un tanto misterioso.

Los efectos en CGI por lo menos son correctos, no asi los maquillajes de los zombies, de serie Z, o la fotografía de la pelicula, que parece grabada en un video oscurisimo. AL director, el debutante Yôhei Fukuda, aún le queda bastante por aprender, empezando por el sentido del ritmo y es que , aunque tiene unos "homenajes" al western que son simpáticos, su dirección me parece tremendamente floja, cási de Uwe Boll.

Una pena, ojalá pudiera decir lo contrario, pero Oneechanbara se acaba quedando en muy poca cosa, con momentos que se hacen cuesta arriba, hasta un final que vale al pena ver. Me recordo al de Dead or Alive y todo... (la de Miike)

4 de 10.

2 comentarios:

Pasa dijo...

Entonces no vale la pena? ni por la chiquita?

Yorick. dijo...

Es muy poquita cosa, y la chica está desaprovechada, aunque sea dificil de creer. Yo la recomiendo solo por el final, que es o mas chachi (lo único chachi, en realidad).